Inov-8 Trailroc 235, primeras impresiones por Luigi Slurp.

Las primeras impresiones son las que quedan y eso me ha ocurrido con las Inov-8 Trailroc 235.

Con la vista puesta en la MIM Pelegrins Barefoot Trail y después del Trail Cabo de Gata-Nijar, donde los pies sufrieron mucho ya que las Merrell Trail  Glove con las que corrí estaban echas polvo, decido, tras darle muchas vueltas y ver reviews y demás preguntas a colegas, comprarme estas zapatillas.

Al principio me había decidido por las hermanas pequeñas, las Inov-8 Trailroc 150,  pero sus 8mm de suela me hicieron dudar para lo que me espera en la MIM. Por lo que me han contado los colegas que la hicieron el año pasado y lo que he leido en sus crónicas, es una aventura extraordinaria pero a la vez un suplicio para el cuerpo. No hablemos ya de los pies, pues un máximo de 15 horas por esos caminos llenos de piedras con zapas minimalistas es todo un reto. Las he probado con calcetines de dedos y no les he quitado la plantilla interna (de 6mm). No las recomiendo para ir sin calcetines pues el interior no está acondicionado para ir así, debido a las costuras que provocarían roces y ampollas. Las compré el miércoles 13 de marzo y me llegaron el jueves 14 de marzo,  pero aún no me podía ir a probarlas como es debido: meterles un mínimo de kms para escribir esta opinión con un poco de fundamento.

Luigi por el camino de Enix

El día elegido fué el sábado y el lugar, para mí un clásico, el Antiguo Camino de Enix, en Almería. Este lugar es una pista llena de material suelto, puntiagudo y redondo, y clavado en la tierra (lo que llamo “muelas”), una delicia para hacer trail. Desnivel bajo pero contínuo, que asciende desde 200m hasta unos 700m. Hice un recorrido circular de 18 kms, que me dió la posibilidad de no volver por el mismo sitio y variar el terreno, como traileras, matorrales y cambios de terreno más variado como roca dura y pelada.

Piedras sueltas
Traileras
Descenso en piedras sueltas
Terreno que yo llamo “muelas”

El ascenso hasta los 9 primeros kms son un continuo subir, curvas, plagado de pedregales sueltos,”muelas”, etc., de las cuales  las suelas de las Inov8 me han protegido hasta de más, en comparación a las Merrell. En todo momento notaba las piedras pero vas con una sensación de protección que te hace pensar si no estás ante unas zapas pseudo-amortiguadas. Esa sensación se difumina a los 5kms, cuando el calor del pie y el machaque “ablandan”un poco la media suela. La tracción es inmejorable debido a los tacos que tiene la suela, compuesta por 3 tipos de caucho diferente y distribuidos según la zona de desgaste: puntera, talón y puente del pie.

La mediasuela tiene una capa de E.V.A. (que es la goma más blanda) entre la zapa y la suela, que le confiere esa protección sensitiva sin llegar a clavarte las piedras y esa supuesta amortiguación,  que intuyo se perderá, aunque muy poco a poco a lo largo de los kms que les haga.

La cubierta textil o upper es de una malla, de 2 capas,  resistente a priori, aunque no sé que será de ellas si se roza con piedras o ramas de matas. Está reforzado por la puntera con un trozo de goma muy resistente pero, y aquí me pongo “tiquismiquis”, el resto de la puntera tiene como una goma pegada con “serigrafía” que no sé yo a quién se le ha ocurrido ponerla ahí. Hablamos de una zapa de trail running, con el machaque que ello conlleva y ponen una especie de pegatina en la zona donde puede haber mayor riesgo de rotura ¿? . Salvo eso, el resto de la zapa no tiene más pegas. El upper se refuerza por unos contrafuertes que van desde los agujeros de los cordones hasta los laterales. La lengueta es muy mullida y no se mueve nada y los cordones (que son super largos) no se sueltan en ningún momento.

Detalle de la puntera
Detalle de las suelas. Los tacos como nuevos.
Detalle del talón. Zero-drop.

He notado que el upper da de sí cuando ya paso de los 9kms y me meto por las zonas de traileras y arenilla más suelta, lo cual creo que es normal y con el tiempo se amoldará al pié.

Por zonas de roca viva y limpia se han portado fenomenal, con una tracción, grip, estupenda. He subido andando varios repechos y se adherían a la roca muy bien, eso a la larga hace que ahorres energía y retrases la fatiga, aunque la zapa no te haga todo el trabajo, jejeje.

He hecho un par de descensos por pedregales sueltos y traileras: puedes bajar a “jopo” y sin meter talón, solo mediopié, que las Inov hacen el resto,¡¡cómo protegen y se pegan literalmente al terreno!!, sin esa sensación de que te vas a caer “de culo”. He pasado por zonas de hormigón y asfalto y también se han desenvuelto muy bien, trasmitiéndome muy buenas sensaciones.

He disfrutado muchísimo con las Inov, y lo que me queda, pues he podido concentrarme más en el entorno, en disfrutar de la carrera por ese terreno tan pedregoso sin sacrificar la sensación de que los pies trabajan libres, sin ir controlados por sistemas anti pronadores ni nada por el estilo. Definitivamente son el tipo de zapas ideales para afrontar un ultra como la MIM. Tienen un peso de 260 gr (para un 44 EU) y eso en una carrera de 63kms seguro que influye.

Hoy es domingo y estoy completamente recuperado, arrastraba contusiones en los pies que no se me han resentido. De echo está lloviendo y me estoy planteando irme con ellas a correr un rato;)

Mi agradecimiento a ZAMI.ES por su buen hacer y a Pepe Roldán por orientarme a comprar estas zapas.

Nos vemos en la MIM Pelegrins Barefoot Trail!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *